viernes, 9 de octubre de 2009

TABLEROS DE JUEGOS ROMANOS Y MEDIEVALES EN GALICIA. ESTADO DE LA CUESTIÓN. (III)

Tableros de juegos en construcciones medievales: militares y religiosas

Podemos estudiarlos, agrupados en dos grandes grupos, teniendo en cuenta, en donde fueron localizados: los que se encuentran en fortalezas o castillos medievales y los que se encuentran dentro o fuera de construcciones religiosas tanto románicas o posteriores.

Tableros en fortalezas medievales

Como caso más completo y conocidos de más antiguo poseemos los cuatro que se pueden contemplar en el conocido Monte Lobería ( Vilanova de Arousa, Pontevedra ), en el que se sitúa con certeza una fortaleza medieval, muy bien documentada por escritos de la época así como por múltiples evidencias arqueológicas, tales como cerámica y tejas medievales, así como alguna pieza metálica encontrada y que pertenece a esa época histórica. En varias rocas diseminadas por la parte alta del antiguo recinto amurallado se pueden ver, como comentamos antes, hasta cuatro tableros de juego. Dos de ellos corresponden a “alquerques de nueve” con el esquema o diseño más simple ( tres cuadrados concéntricos y los centros de sus lados unidos). Las medidas de uno de ellos son de : 35 X 35 centímetros, en su cuadrado exterior; 25 X 25 centímetros, en el cuadrado intermedio; y de 20 X 20 centímetros en el más interno o central. Las medidas del segundo son un poco menores: 30 X 30, 20 X 20 y 12 X 12, todas ellas dadas en centímetros como es lógico y dadas en el orden de las anteriores. Luego tenemos otro “alquerque de nueve”, pero con la ligera variante que posee los centros y vértices de sus lados unidos. Las medidas son: 47 X 25, 35 X 25 y 30 X 20. Igualmente para finalizar, comentar que poseemos un “tablero de alquerque de doce” de 43 centímetros de lado, con las líneas correspondientes en su interior y que configuran este tipo de juego. Su estado de conservación es muy malo y es difícil su lectura completa hoy en día.

El "Castelo da Raiña Loba", es un escarpado monte granítico que le elevando a un kilómetro y medio, aproximadamente de la parroquia de Santiago de Covas, en el municipio ourensano de Blancos. El modelo de emplazamiento corresponde a los denominados "castelos roqueros", bastante habituales en nuestra área, así como en el norte de Portugal, con una datación en torno al siglo XIII.
Ya hablando del grabado en cuestión, se localiza en la cima, debajo justo de una roca que cubre en parte la superficie en donde está y se ubica hacia el sur del emplazamiento.Se trata del esquema tradicional de un tablero de "alquerque de nueve": tres figuras cuadradas o rectangulares concéntricas y unidas entre si, por surcos que parten del punto intermedio de sus lados respectivos. En cuanto a las medidas, tenemos que la figura rectangular exterior, mide unos 37 X 40 centímetros; la intermedia, 27 X 33 centímetros; y finalmente, la última, 14 X 22 centímetros. Los surcos varían en su anchura, de unos 4 a 2 centímetros y también poseen diferentes profundidades. Es interesante hacer notar, que hacia el sur del tablero de juego, se pueden ver a unos 10 centímetros, unas líneas rectas paralelas grabadas, que podrían servir para apoyar las fichas de juego, pues la superficie es ligeramente inclinada y está justo al borde de un precipicio de unos 20 metros de altura.
Para finalizar, es también interesante apuntar que la elección del lugar para grabar en él, dicho tablero de juego, fue muy bien escogido, pues si por un lado esta perfectamente protegido de los vientos dominantes en la zona, que vienen del norte, por el otro lado, el lugar en que se encuentra es el que mejor domina las amplias tierras que se extienden a su alrededor con una gran visibilidad hacia el sur.

Finalmente podemos mencionar otros tableros que están en proceso de estudio y por lo cual no podemos analizarlos en profundidad ahora. Se trata de un “alquerque de nueve” localizado en la cima del Bico do Castelo Grande ( Noia, A Coruña ); los “alquerques de nueve” del castro y posible fortaleza medieval de Monte de Castro de Xián ( Gondomar, Pontevedra ); un “alquerque de tres” en el Castelo de Castromaior ( Abadín Lugo); un sillar reutilizado en un muro del yacimiento castreño-medieval de Monte Alba (Vigo), que posee otro “alquerque de tres”, aún mas sencillo; el “alquerque de nueve” que se encuentra en el Monte Castelo ( Lérez, Pontevedra ) y por último, un sillar con otro “alquerque de nueve” grabado en una de sus superficies, localizado en las recientes excavaciones arqueológicas realizadas en el famoso Castelo da Rocha ( Santiago de Compostela, A Coruña ).

Nota.- Ilustra este comentario, una vista del tablero de un alquerque de nueve, existente en la fortaleza medieval denominada “Castelo da Raiña Loba” en Ourense.