lunes, 17 de agosto de 2009

DOS ALQUERQUES INÉDITOS POR TIERRAS DE OURENSE

Gracias a las informaciones facilitadas por mis amigos, Jesús Pexegueiro Hermida y María del Mar Feijoó, acompañados por ellos, se pudo documentar dos nuevos tableros de alquerques en la parroquia de Vitorio, en el ayuntamiento ourensano de Allariz.
Se localizan en una elevación granítica, muy disminuida por labores de cantería, a unos 30 metros aproximadamente, de la iglesia parroquial de la citada parroquia, en dirección sureste. También este batolito rocoso. se encuentra tapado en gran parte por tierra y manto vegetal, que impide poder apreciar si existen otros grabados rupestres más sobre la superficie de la roca de grano medio.
El primero de los tableros, nos muestra el tradicional diseño de un "alquerque de nueve", con tendencia a formar varios cuadrados concéntricos, pero algunos presentan pequeñas diferencias en las medidas de sus lados. Así tenemos que para el primer cuadrado (el de la parte exterior) su medición nos da 27 x 25 centímetros; el segundo a continuación, 17 x 16; y el interno, unos 9 x 8,8 centímetros. Los surcos de los grabados varían entre 2 a 1 centímetros. La superficie en la que se grabó es bastante lisa, a comparación de en donde tenemos el otro juego.
Tan sólo a unos 5 metros, en dirección sureste, en la misma roca, pero como comentamos anteriormente, en una superficie ligeramente inclinada, localizados un tablero de "alquerque de doce", presentando un mal estado de conservación, que hace muy difícil su lectura a simple vista. El diseño nos viene dado por una figura rectangular de unos 56 centímetros de largo por 46 centímetros de ancho. Como es tradicional, las lineas paralelas y perpendiculares que lo cruzan, forman 16 casillas, de 14 x 10 centímetros, aproximadamente cada una de ellas. Los surcos también aquí, varían entre 2 y 1 centímetros.
Con estos dos nuevos tableros de alquerque descubiertos en la provincia de Ourense, podemos decir que es en esta provincia gallega, donde tenemos más tableros de juego documentados y no descartamos, que nuevos hallazgos amplíen este inventario.
Sólo para finalizar este breve comentario, agradecer desde aquí, la colaboración desinteresada de Jesús y Mar, al ponerse en contacto conmigo y acompañarme para ver estos nuevos grabados y poderlos, ahora, ofrecerles a todos ustedes.
Nota.- Ilustran este comentario, de arriba hacia abajo, la fotografía de los calcos de papel de cada uno de ellos, el "alquerque de nueve" y en la última, el "alquerque de doce".