viernes, 30 de abril de 2010

LA CATEDRAL DE TROGIR EN CROACIA Y SUS TABLEROS DE JUEGO

Hoy podemos detenernos a analizar una serie de tableros de juegos localizados en la bella catedral croata de Trogir. Esto es posible a la información y las magníficas fotografías que me ha remitido, Joseba Juaristi, por indicación de mi buen amigo Juan Carlos Campos. A ellos mi más sincero agradecimiento por la generosidad de compartir con todos nosotros, los descubrimientos personales que de esta forma se hacen de todos.
La actual catedral croata de Trogir está dedicada a San Lorenzo y se levanda en el mismo lugar que otro anterior, que fue arrasado por los árabes en el siglo XII. La construcción va a durar siglos y por ello en todo el conjunto arquitectónico vamos a ver elementos tanto rómanicos arcaicos como góticos tardíos. Cronologicamente podemos estar hablando de un período que abarca el siglo XIII al siglo XVI.
Por las imágenes que podemos observar, tenemos bien documentados cuatro tableros de juego de "alquerque de IX" y una "tábula latrunculata".
Empezando por el último tablero, podemos decir que nos viene definida por una figura cuadrangular dividida por ocho lineas, paralelas, verticales y horizontales que se cortan entre si y dejan en el interior 48 casillas o pequeños cuadrados. Llama la atención lo bien grabado que están estas incisiones, aunque parte del conjunto ( concretamente por su lado izquierdo ) presenta mala conservación por el desgaste de la superficie de la piedra por esa zona. También es interesante hacer ver que es poco frecuente localizar este tipo de tablero en construcciones de estas épocas, pues suelen encontrarse en edificios con una cronología mucho más antigua, casi siempre ligada al mundo romano.
Los cuatro tableros de "alquerque de IX" son muy similares en su tipología, de los tres cuadrados concéntricos, unidos por la parte intermedia de sus lados, entre si. Llama la atención uno de ellos, que sólo podemos parte del mismo, pues la otra está tapada por una basa de columna que han puesto (logicamente con posterioridad) encima del citado tablero.
Sin lugar a dudas que en este espectacular edificio religioso croata existen más tableros de juego y de distintas cronologías, pudiendo estar algunas de las piedras en las que están grabados, reutilizadas y que pertenecieran a la antigua iglesia a la que nos referimos al inicio del comentario. Esto nos lo sugiere, entre otros motivos, que en otra fotografía del mismo autor, que no reproduzco pues no puede verse con demasiada nitidez, si la analizamos en profundidade, podemos observar un sencillo tablero de "alquerque de III" y por encima del mismo han grabado otro tablero de juego, éste de un "alquerque de IX".
Sería deseable que se llevara a cabo una amplia revisión por toda la extensión de este recinto religioso para poder poder saber con certeza la cantidad de tableros de juego que existen en la misma y realizar un pequeño catálo sobre los mismos, indicando las características básicas de los mismos y su lugar de ubicación. Para ello, sería necesario que se llevarna a cabo buenos levantamiento de calcos de papel y fotografías a diferentes horas del día o con luz artificial.
Para finalizar y luego de dar esta pequeña recomendación, observando las fotografías se puede ver que la mayoría de las piedras en las que se encuentran estos tableros, presentan un grado de conservación no muy bueno y todas debido al desgaste de alguna de las zonas de los mismos, que suguiere que están expuestos al paso por encima de ellos de las personas que visitan el lugar. Las autoridades competentes debían de tomar las medidas necesarias para evitar este deterioro constante que se produce sobre los mismos, sino en unas décadas no quedarán huellas de los mismos, si tenemos en cuenta el ritmo de crecimiento de turistas a estos lugares. Puede que con una señalización o buscando otros itinerarios o recorridos alternativos, se solucionara este grave problema.
Nota.- En las fotografías que se reproducen en este comentario tenemos, de abajo arriba: la "tabula latrunculata" o reticulado; a continuación dos tableros de "alquerques de IX", bastante mal conservados y en los que podemos observar varias pequeñas cazoletas en el interior y exterior de los mismos; el "alquerque de IX" tapada parcialmente por una basa de una columna posterior a la realización del mismo; y finalmente, otro "alquerque de IX", éste mejor conservado, realizado a base de unos finos surcos grabados con un útil metálico. Como ya comenté antes, estas imágenes son de la autoria de Joseba Juaristi, al que agradezco el detalle de habérmelas remitido.