viernes, 6 de junio de 2008

LOS TABLEROS DE JUEGO DE NOSSA SENHORA DA OLIVEIRA (GUIMARAES, PORTUGAL)

En la ciudad portuguesa de Guimaraes, más concretamente en el antiguo claustro de la iglesia de Nossa Senhora da Oliveira, cuyos orígenes se remontan ha época románica, tenemos la mayor concentración, hasta la actualidad, de tableros de juegos en un mismo lugar. Bajo los arcos que rodean a este claustro, que hoy día estan dentro del Museo Nacional Alberto Sampaio, podemos observar hasta trece tableros de juego, haciendo la salvedad, que algunos no han llegado hasta nosotros completos y otros, podemos pensar, que hasta no llegaron a terminarse y sólo quedaron algunos surcos de un diseño geométrico que nunca se llegó a finalizar.
En su mayoría corresponden a los denominados "alquerque de doce", pudiéndose contabilizar cuatro tableros de juego pertenecientes a este tipo, pues otros grabados que aún similares a estos, pero al no estar completos, podrían corresponder a otro modelo de juego.
Estos cuatro tableros de "Alquerque de doce" completos, que hoy podemos ver perfectamente, poseen diferentes medidas, representando siempre como es habitual formas cuadrangulares más o menos perfectas, poseyendo eso si, todos, las líneas diagonales correspondientes a este tipo de juego . Así uno de ellos nos viene definido por una figura de 32 centímetros de largo por 30 centímetros de ancho; otro más pequeño, posee 19 centímetros de largo por 18 centímetros de ancho; el tercero, de medidas intermedias entre los dos anteriores, mide 26 centímetros de largo por 24 de ancho; y por último, el cuarto posee a su vez, un lado mayor, de 26 centímetros y el menor de 22 centímetros, aproximadamente.
Sólo hemos podido documentar con claridad un diseño geométrico que corresponde perfectamente a un tablero de juego del tipo de "alquerque de seis" o más conocido como de "tres en raya" o pai, fillo, nai". Nos viene dado por un cuadrado perfecto, de 27 centímetros de lado, con las respectivas líneas diagonales que forman este tipo de pasatiempo.
No quiero acabar este pequeño comentario sobre los tableros de juego en este lugar, sin resaltar y felicitar la extraordinaria labor que está haciendo, ya desde hace muchos años, la Dirección del citado museo portugués, en potenciar estos grabados que se encuentran en su recinto, propiciando todo tipo de talleres didáctivos y actividades divulgativas sobre los mismo, tanto pensadas para los escolares que visitan este centro como para el público en general.
Nota.- Ilustran este texto, dos fotografías de los tableros de juego del claustro de la antigua iglesia de Nossa Senhora da Oliveira: en la situada en la parte superior, podemos ver un tablero de juego correspondiente al denominado "alquerque de doce", con unas fichas, de dos colores diferentes, colocadas debidamente para el inicio de la partida; y abajo, el diseño que pertenece a un tablero de juego de los conocido como "tres en raya", bastante erosionado por el tiempo.